julio 6, 2022
como usar el lubricante sexual

¿Qué es el Lubricante Sexual y cómo usarlo?

¿Tienes problemas para disfrutar de tus relaciones? Te recomendamos un lubricante sexual como solución inmediata a múltiples inconvenientes, como penetración forzada. A pesar de que los lubricantes suelen estar asociados especialmente con mujeres mayores, con problemas para segregar líquido naturalmente, la verdad es que estos productos ofrecen una dimensión completamente diferente de placer si se sabe usar bien. Sabemos que estás buscando la solución al uso de los mejores lubricantes del mercado, y es precisamente por eso que hemos decidido crear este artículo. Conoceremos su definición y explicaremos paso a paso cómo usarlo, para que tanto tú, como tu pareja, logren tener sexo satisfactorio.

¿Qué es un lubricante sexual?

Para muchos, un lubricante es un líquido que se utiliza para los coches y los automóviles. Sin embargo, nada más alejado de la realidad. Cuando hablamos netamente sexual, nos referimos a un producto que se utiliza para humectar previamente a la penetración, en zonas sumamente sensibles, como el ano y vagina.

que es el lubricante sexual

Existen diferentes tipos de lubricantes, que responden a múltiples procesos de fabricación. Por ejemplo, tenemos los de aceites naturales que se extraen directamente de almendras y plantas. También los de gasolina, que son más flexibles y benefician la penetración, evitando desgarros internos por penes grandes.

Funciona como buen sustituto del natural, sin poseer cualidades o propiedades dañinas, que no afectan ni provocan irritación. Salvo casos excepcionales de hipersensibilidad. Pero, en términos generales, realmente funcionan. Y, en ocasiones, cuando el estrógeno no lubrica adecuadamente, mucho más.

¿Por qué usar un lubricante sexual?

Si estás relacionado con la mecánica del cuerpo femenino en las relaciones sexuales, seguramente sabrás que, cuando hay excitación, la vagina comienza a lubricar naturalmente para facilitar la introducción del pene. Facilitando las relaciones íntimas en el proceso.  

Sin embargo, eso no siempre es así. A medida que vamos creciendo, dicha capacidad para lubricar se va perdiendo, provocando sequedad vaginal. Dificultando notoriamente el acto. También hay otros problemas, como las alteraciones hormonales o una reacción negativa debido al uso de los anticonceptivos, como las pastillas.

Cuando esos escenarios se presentan, entonces es momento de usar lubricantes sexuales. Siendo un activo valioso para no perder la rutina de las relaciones estimulantes y por tanto, no perjudicar la relación. Porque sí, las relaciones son fundamentales en un compromiso y si no se pueden contratar escorts de lujo en www.pecados.net.

También, desde un punto de vista médico, protege a las paredes vaginales inteligentemente de desgarres, raspones y presión exagerada. Ya que el lubricante permite que el pene entre como si estuviese en un tobogán, resbaladizamente. Incluso, para las mujeres que no suelen tener demasiadas relaciones sexuales, y solo usan dildos, pueden usar lubricantes antes de masturbarse.

Tipos de lubricante sexual

Como te venimos adelantando, existen diferentes tipos de lubricantes. Con características que valen la pena conocer a detalle, ya que así podrás elegir fácilmente entre una opción beneficiosa para tus partes íntimas, o una opción complicada.

Lubricantes de agua

Son la alternativa favorita por la composición sencilla del producto, usando ingredientes a base de agua. Su función es propiciar una entrada amena del miembro masculino, y lograr elasticidad para probar diferentes posturas satisfactorias. Se pueden usar tanto en la vagina, como en al ano, cumpliendo siempre con la labor de humectar. También son sencillos de retirar, sin dejar molestos trozos pegajosos.

comprar lubricante sexual

Vaselina

También conocida como lubricantes de petróleo, es un producto que ofrece elasticidad y humectación para las relaciones sexuales placenteras. Se elabora normalmente de líquidos oleosos, que no tienen olor, ni cualidades de qué preocuparse. Sin embargo, a diferencia del anterior, puede ser complicado de retirar.

Lubricante de silicona

Si estamos hablando de materiales para humectar la zona vaginal y lograr resultados satisfactorios en la inserción del pene, entonces la silicona es el seleccionado. No solo es sumamente flexible, y se puede moldear para prácticamente cualquier cosa, también es duradero y resbaladizo, lo que nos permite practicar varias actividades en el acto sexual, sin poner en riesgos las sensibles zonas de la vagina y el ano. Una vez que entra, se queda alojado produciendo el efecto de entrada para los miembros, con unas cualidades anti-líquidos, como el agua de la ducha, que permiten experimentar en pareja placenteramente.

Aceites naturales

Existen aceites naturales, como los de almendras, y especialmente grasas vegetales, que funcionan como excelentes lubricantes. Son conocidos como los humectantes perfectos para masturbar, ya que los dedos se desplazan por las zonas y llegan a lugares que, sin segregación de estrógenos, es prácticamente imposible.  Lo mismo ocurre con los juguetes sexuales de amplio volumen, normalmente incomodos, y el sexo sin protección, que suele ser algo tosco y agrietado.

¿Cómo usar un lubricante sexual?

Si no sabes usar un lubricante sexual, no pasa nada, te vamos a explicar detalladamente como aplicarlo sin fallar en el intento, y conseguir relaciones sexuales de alto estímulo erótico, especialmente con putas en Cornellá, que permiten experimentar en diferentes escenarios, tanto con manos como con juguetes.

  • Lo primero que debes hacer es leer las instrucciones de los lubricantes sexuales, y conocer los ingredientes. Si notas que existe un material particularmente dañino para ti, o tu pareja, entonces recomendamos no usarlo.
  • De estar todo correcto, entonces procede a destapar el lubricante, dependiendo del modelo, será una tapa que, al ejercer presión sobre el cuerpo del producto, expulsa un líquido. El cual deberás colocar en tus manos.
  •  Con el gel listo, lo siguiente es aplicar una cantidad razonable, con muchísimo cuidado de no tocar zonas sumamente sensibles, en ambas direcciones. Es decir, tanto a derecha, como a izquierda, y en la parte superior e inferior.
  • Cuando hayas culminado, lava tus manos, cierra el producto, ya que descuidos pueden provocar que el gel se vaya endureciendo o pierda las cualidades resbaladizas.

Beneficios del lubricante sexual

Muchos beneficios ya los hemos mencionado, pero vale la pena nombrarlos nuevamente, para profundizar en el tema. Empezando por la satisfacción en relaciones sexuales que, por el tamaño del miembro o por la pérdida de los estrógenos, incomodan.

lubricante sexual

Por otro lado, seguramente el sexo con preservativo te parezca incomodo e insatisfactorio. Buena parte debido a la fricción que ocurre debido a los materiales del preservativo. Con un lubricante sexual se libera la fricción y aumenta la satisfacción del sexo con condón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Para mantener esta web uso cookies que se instalan en tu dispositivo, propias (necesarias para la web) y de terceros (analíticas, elaboración de perfiles y publicitarias) para crear un perfil según tus hábitos de navegación. Puedes cancelar todas o ajustar las cookies según quieras; o aceptarlas clicando en "Aceptar" y seguir navegando. Te aconsejo leer la Política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies