noviembre 29, 2022

¿Satisfyer masculino, qué es y cómo usarlo?

En aquello de que “nadie se quede atrás” se puede englobar el uso del satisfyer masculino como una manera de relajarse ante cualquier tribulación. Porque no es sólo para aquellos que están bombeando excesivamente sangre por contemplar un hermosos candid ass, sino para esos hombres molestos, acongojados, con stress familiar (de pareja o consanguínea), que en el trabajo o estudios están muy sumergidos y su mente no está clara.

Allí es donde un satisfyer masculino hace falta para suplir lo que no se tiene: una pareja femenina (o masculina, según sea el caso). Y esos son hechos de los cuales muchos no escapan pero no por ellos deben andar estresados con esa carga hormonal que debe salir pero no así por así, sino con clase, gusto, simulando con buen tino la emoción del placer sexual.

Satisfyer masculino¿Qué es un satisfyer masculino?

Llevándolo a nuestro español nativo, un satisfyer masculino es un masturbador masculino, un adminiculo, aparato, acompañante, estimulante que de manera ergonómica y para nada hipnotizante o excluyente, ayudan a la intimidad en solitario del hombre o son copartícipes en su relación de pareja con una mujer u hombre.

Un satisfyer masculino no lleva mucha diferencia con el satisfyer femenino, salvo en el agarre y succión en algunos modelos, pero todos dirigidos a emular el placer de estar con alguien más y ayudar a la imaginación a sentirse mejor comprometida con el sexo en solitario o para la variedad en pleno acto amatorio con su contraparte.

El satisfyer masculino se transformó, como el femenino, en la forma de avivar las relaciones de pareja y ayudar a que los orgasmos y finales felices jamás se queden a medio camino, que la solución en la cama sea tanto de cuerpo como de estos acompañantes o juguetes sexuales como con acierto les dicen algunos, destinados a aumentar el placer.

¿Existe un solo tipo de satisfyer masculino?

Pues no. Aunque todos vayan enfocados en el placer y forma fálica, existe la variedad. Todo esto comprobado por terapeutas sexuales, ingenieros, estudiosos de la ergonomía y el testeo de millones de usuarios que van retroalimentando a la industria de productos sexuales para diseñar artículos que verdaderamente produzcan placer tanto en íntimo como en pareja y también como ayudantes en el sexo telefónico o vía virtual.

En las sexshop tanto físicas como virtuales podrá conseguir más de un modelo de satisfyer masculino que podrá ser de su gusto, desde los más sencillos, pasando por los de batería hasta los más extravagantes. ¿Por qué existe más de un modelo de satisfyer masculino?, se preguntará usted. La respuesta es clara: cada quien tiene una visión del mundo, de la sexualidad, de cómo “hablar con su cuerpo” y drenar las malas energías o el exceso de energía positiva en momentos de soledad, para que no se “nuble la mente”. Y cada satisfyer masculino busca ser la compañía acorde para que no sea un acto árido, brusco y que al final termine mermando la potencia e interés sexual.

Satisfyer masculino¿Quiénes pueden usar un satisfyer masculino?

Se determina que cada hombre genéticamente desde los 18 años puede usarlos. Es esa la edad mínima para su compra en tiendas físicas u online. Pero como sabemos que la sexualidad se despierta cuando surge el interés en otras personas, ya las hormonas se agitan y los fluidos seminales van obnubilando, creando tensión, picardía y ansiedad que debe salir. Así que sí el joven menor de 18 años detalla su inquietud y adrenalina a un adulto este puede orientarle al uso del satisfyer masculino como manera de evitarle el contacto con una chica por ejemplo y que se cree el embarazo precoz.

El satisfyer masculino también es un producto de atención médica tanto para personas que no pueden moverse pero sí sienten (discapacitados, personas en recuperación de accidentes, personas con capacidades mentales reducidas), convirtiéndose en un acto no compasivo, sino de justicia para que puedan tener una sexualidad sana más allá de las limitaciones que escapan de su conciencia.

Características

Ante la variedad existente en el mercado es difícil ponernos a detallar las características de cada uno, pero sí generalizarlas en pro de la salud:

  • En su mayoría se requiere el uso de lubricantes a base de agua o geles especiales de venta en farmacias o sexshops.
  • Son fáciles de lavar.
  • Sus formas son discretas para quienes así lo requieran.
  • También suelen emular formas femeninas, como por ejemplo los satisfyer masculino o masturbadores con forma de vagina o ano.
  • Existen juguetes sexuales con formas femeninas (bustos o caderas y traseros), que vibran.
  • Existen algunos que emiten sonidos, para así acompañar los movimientos sexuales con emulación de presencia.
  • Se adaptan a las formas fálicas sin importar el tamaño o grosor de las mismas.
  • Son portátiles y con garantía de uso.
  • Materiales flexibles y muy resistentes.
  • Los recargables se pueden hacer con un cable micro USB.

Formas de uso

Satisfyer masculinoReiteramos de que existen muchos modelos en el mercado y es difícil crear una manera estándar más allá de que todos buscan el que su pene, testículos, epidídimo, conductos seminales, próstata, mente, corazón y tensión sexual y corporal queden relajadas, satisfechas y hasta orgullosas de dar rienda suelta a su placer, sea en la intimidad o en pareja.

Entre las formas más comunes de uso, podemos estandarizar las siguientes, las cuales siempre requerirán el elemento interés con desinhibición que proviene de su parte.

Instrucciones genéricas

  • Lubrique siempre el pene antes de usarlo, debido a que la fricción, succión, movimientos que un satisfyer masculino induce son más contundentes que sólo con la mano y esto puede causar algo de irritación en especial cuando no se tiene costumbre.
  • Siga las instrucciones del satisfyer masculino que haya elegido, porque las estrías, esferas, gomas, etc., están diseñadas para crear niveles de placer cada vez mayores y sí no les saca el provecho posible, perderá la real emoción del momento. Es como no buscar el punto G de la mujer en el acto y al final, se lo reprochen y usted quede inquieto por no hacerlo, teniendo el modo.
  • Si es un satisfyer masculino que se adapte a la mano, procure ajustarla antes de comenzar con el acto masturbatorio. Se entiende la premura, pero la preparación es similar a la previa antes de acto amatorio con su contraparte, ¿se comprende?
  • Trate de mantenerse en posición vertical al utilizarlos, con una o dos almohadas que le hagan reclinarse un poco o simplemente siéntese en la cama y recuéstese de la pared. Esto le ayudará con los modelos de satisfyer masculino de succión, tanto los que emulan bocas, como vaginas (en especial los eléctricos con succión) y los que tienen forma de ano.
  • En caso de los que tienen formas femeninas más definidas como traseros y vaginas y con vibración y/o succión, utilice usted la posición del misionero o de cabalgata. Estos modelos están diseñados para emular la figura femenina y por ende es bueno que usted los utilice en situaciones similares a las diversas posiciones sexuales.
  • Para modelos de trabajo solitario, colóquelo alrededor del pene en la velocidad que usted considere y acompañe el trabajo del mismo con su imaginación. Será una experiencia mutua muy real que le ayudará a quitarse un peso (o dos) de encima.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para mantener esta web uso cookies que se instalan en tu dispositivo, propias (necesarias para la web) y de terceros (analíticas, elaboración de perfiles y publicitarias) para crear un perfil según tus hábitos de navegación. Puedes cancelar todas o ajustar las cookies según quieras; o aceptarlas clicando en "Aceptar" y seguir navegando. Te aconsejo leer la Política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies